8/11/17

Reseña: Talbot, Mi segunda vida

El mundo de James se pondrá patas arriba tras tener que renunciar a su vida circense y adaptarse a una tranquila existencia en el pequeño pueblo de Thorndike. Mientras que el resto de su peculiar familia parece sobrellevar bien el cambio, James se resiste a dejar de lado lo que es. La función llegó a su fin y con ella los años de ser una estrella bajo la carpa, de ir por ciudades y pueblos, rodeado de los suyos. Ahora intentará pasar desapercibido siendo un chico normal y corriente; aunque eso parece ser más complicado de lo que esperaba. Y es que nadie dijo que ser un hombre lobo adolescente sería fácil.


Este libro que os reseño hoy me lo envió una gran amiga, es su primera publicación así más grande y me lo ofreció para reseñarlo, yo lo acepte encantado y estoy feliz de haberlo hecho porque es magnífico.

El libro en si es una novela juvenil, pero es una historia muy diferente a otras que haya leído hasta ahora.

La historia nos habla de la familia talbot, ellos se acaban de mudar a un pueblecito de Maine después de haber estado recorriendo Europa con su circo y habiendo tenido un incidente peligroso en uno de esos países.

Esta familia es algo extraña, lo digo porque nuestro protagonista James es un chico licántropo con diecisiete años recién cumplido, además esta su hermano gemelo Wallace que es un vampiro, algo bastante extraños porque siendo gemelos ¿cómo es posible?

A lo largo de este libro vamos a ir acompañando a esta familia en su nueva vida que de todo tiene menos de normal jejeje. Veremos personajes super divertidos y algunos muy misteriosos.

La ambientación no se hace de notar mucho en el libro porque lo que más aparece es el instituto, las casas de los personajes y alguno que otro centro comercial. No vemos nada más por lo que en ese aspecto a mí se me ha quedado algo pobre. Me hubiera gustado ver más ambientación así sobrenatural y misteriosa.

La trama si tiene buen peso porque es divertida, entretenida muy genial, la forma de escribir de Esther es magnífica por lo que hace el libro bastante ameno y de lectura rápida, una única cosa de la que me hubiera gustado saber más es sobre lo que paso en Europa, pero poco más.

Como siempre cuando leo un libro auto publicado os aviso de que estos contienen faltas de ortografía. Es algo normal puesto que no han pasado un proceso milímetro de mirar las faltas y siempre alguna se cuela, pero no es algo que haga imposible la lectura o al menos a mí no me lo ha parecido.

En general creo que Esther ha hecho un gran trabajo y estoy deseando leer más cositas de ella.


Y con esta reseña os dejo hasta mañana, un besazo enorme amores.