14/11/16

Reseña:Crenshaw

LO RODEÉ CON MIS BRAZOS y tiré de él. Era como abrazar a un león. ese gato pesaba una tonelada.
Crenshaw hundió sus zarpas en el edredón que me había tejido mi tía abuela Trudy cuando yo era bebe.
Me rendí y lo solté.
- Mira-dijo el mientras sacaba las garras del edredón-. no puedo irme hasta que te haya ayudado. Yo no he puesto las normas.
- ¿Y quién las pone?
Crenshaw se me quedo mirando con ojos como canicas verdes. Me puesto las dos patas delanteras sobre los hombros. Olía a jabón, a hierba gatera y al mar de noche.
-Tú, Jackson -contesto-. Tú pones las normas.


Hoy os traigo una reseña especial, ya que trata de un libro en el que sale un gato y es que yo amo a los gatos, tengo uno en casa y son geniales. Es un libro infantil pero que a mi punto de vista también puede ser juvenil y adulto (lo dice una con 24 castañas), y es que es de esas historias que te roban el corazón y acabas adorando muchísimo, de esos libros que lo acabaras cogiendo por nostalgia y volviendo a leer muchas veces más.

En esta historia tenemos a nuestro protagonista Jackson, un niño de diez años y el que nos va a contar su historia. También tenemos a Robín su hermana pequeña cual tiene solo cinco añitos y a la que adoraras muchísimo en esta historia. Y a la vez ellos dos viven con sus padres, cuales no están pasándolo muy bien económicamente o eso intuye Jackson, ya que su padre está enfermo, esto nos enseña como hay familias que en los momentos duros es cuando más se unen y eso es maravilloso porque la familia es lo más importante que tenemos en el mundo.

Pero lo más importante y que seguiréis preguntándoos es ¿Quién es Crenshaw? y que demonios tiene que ver lo que me cuentas con esto, pues él es un gato, uno peculiar, que hace cosas como hablar, surf, y que tiene una gran intuición para siempre lo que Jackson piensa. Él era el amigo invisible de la infancia de nuestro protagonista, pero él se pregunta porque ha vuelto, y eso lo descubriremos dentro de esta historia, ya que nuestro querido Crenshaw ha vuelto con un gran propósito que no os quiero desvelar.

Ya solo me queda deciros que es un libro que con tan pocas páginas y siendo creado para un público infantil, es algo que se puede leer a cualquier edad y que sobretodo enseñaría a muchos adultos o en general a muchas personas valores como la amistad, familia, generosidad, el don de la verdad… Y muchas cosas más en compañía de personajes de corta edad y a los que adoraras absolutamente. Por mi parte queda 100% recomendado y es de esos libros que para mí deberían obligar a leerlo en los colegios e institutos.


Y bueno con esto os dejo hasta mañana, siento no haberos traído reseña el viernes, pero no pude, estoy algo malucha y bueno hago lo que puedo, Un besazo enorme Blue lovers